Publicidad

El grupo Lenzing, especialista en la producción sostenible de fibras de madera especializadas, ha anunciado los resultados de su encuesta sobre la percepción global que los consumidores tienen de las materias primas sostenibles empleadas en el sector de la moda y los textiles para el hogar. La encuesta, realizada a principios de 2020, evaluó las percepciones y los comportamientos de los consumidores conscientes de cara a los productos textiles para el hogar y la ropa sostenibles, así como su opinión sobre las materias primas sostenibles y las características de los productos.

A fin de comprender el interés de los consumidores por los materiales sostenibles y sus conocimientos actuales, se encuestó a un total de 9.000 personas de nueve países distintos, con edades de entre 18 y 64 años, utilizando cuestionarios en línea. Los principales resultados de la encuesta arrojaron luz sobre los hábitos que tienen los consumidores para lograr un estilo de vida sostenible, su conocimiento sobre las materias primas empleadas en la ropa y en los textiles para el hogar, su percepción de las marcas y las descripciones de productos preferidas.

Publicidad

Dichos resultados también reflejaron la inminente necesidad de una colaboración más estrecha entre los sectores de la ropa y los textiles para el hogar para proporcionar a los consumidores información más transparente sobre los productos que compran y, de esta manera, aumentar su confianza y maximizar el potencial comercial.

A continuación, se describen tres resultados clave de la encuesta:

1 – Los consumidores conscientes participan activamente en la búsqueda de un estilo de vida sostenible y se documentan constantemente sobre las materias primas

Casi todos los encuestados (86 %) creen que la compra de ropa confeccionada a partir de materias primas sostenibles es un factor fundamental para vivir un estilo de vida más sostenible y, además, suelen comprar productos de aquellas marcas que se comprometen a utilizar materias primas sostenibles (80 %) o materiales reciclados (77 %) en sus productos. Gracias a la encuesta, también se pone de manifiesto que la mayoría de los encuestados se documentan activamente sobre la sostenibilidad mediante la investigación del proceso de producción de los productos antes de su compra (76 % en ropa y 74 % en ropa de cama y textiles para el hogar). Asimismo, los consumidores suelen leer las etiquetas colgantes (88 % en ropa y 86 % en ropa de cama y textiles para el hogar), y la mayoría están dispuestos a pagar una media de un 40 % más por aquellos productos (ropa o textiles para el hogar) que sean sinónimo de sostenibilidad.

A la hora de adquirir ropa y textiles para el hogar, los encuestados consideran que el tipo de material es el aspecto más importante (el 44 % de los encuestados lo sitúa entre los tres factores principales a tener en cuenta), situado por encima del precio, diseño, reputación de la marca y función.

2 – Los clientes se sienten atraídos por aquellos productos descritos como “ecológicos” o “naturales”, además de “biodegradables” o “reciclables”.

Cuando se preguntó a los encuestados qué entendían por ropa sostenible, respondieron que se trataba de aquellos productos procesados o fabricados mediante procesos de producción humanos y responsables con el medioambiente, así como los productos fabricados con materiales naturales, orgánicos o botánicos. Más del 80 % de los consumidores dijeron estar “extremadamente interesados” o “muy interesados” en la moda sostenible y en la compra de ropa confeccionada a partir de materias primas sostenibles.

Al preguntarles por su preferencia a la hora de adquirir ropa y textiles para el hogar, la mitad de los encuestados reconoció que sería más probable que compraran un producto descrito como “ecológico” o “natural”, mientras que más del 60 % consideran más probable adquirir productos “reciclables” o “biodegradables”. Dada la popularidad de estos términos, las marcas tienen ahora la oportunidad de ampliar las descripciones y ofrecer información más clara sobre los materiales, procesos de producción y utilidad de los productos tras su vida útil para educar a los consumidores.

3 – Las marcas que muestran una gran transparencia sobre las materias primas y los materiales empleados pueden ganarse la confianza de los consumidores

La mayoría de los encuestados consideran fiables aquellas marcas que son transparentes sobre sus materiales (83 %) y el origen de sus materias primas (82 %). Asimismo, creen que las marcas que son transparentes sobre los procesos de producción (82 %), las prácticas sostenibles (81 %) y la procedencia de sus materias primas (82 %) son sinónimo de confianza. Si bien los encuestados consideran importante saber qué materias primas se han utilizado en su ropa y en los textiles de su hogar para fomentar la confianza en la marca (87 %), también opinan que es vital conocer el impacto medioambiental de la marca a la hora de decidir qué comprar (87 %).

“Los resultados de esta encuesta demuestran la importancia de los esfuerzos que realiza Lenzing por impulsar la sostenibilidad en toda la cadena de suministro del sector textil, desde los fabricantes de hilos hasta las marcas de consumo. Gracias a la encuesta, fuimos capaces de comprender mejor las percepciones de los consumidores de todo el mundo. El hecho de que el tipo de material sea el factor más importante a la hora de comprar ropa y textiles para el hogar no ha hecho más que respaldar nuestra creencia de que los consumidores valoran y buscan activamente productos sostenibles”, afirma Florian Heubrandner, vicepresidente de Global Business Management Textiles de Lenzing.

Y añade: “Esta encuesta ha proporcionado información, tanto a nuestros socios y marcas como a nosotros, con la que elaborar estrategias y programas más específicos para fomentar la sostenibilidad no solo en las materias primas, sino también en los productos una vez concluida su vida útil. Nuestro objetivo a largo plazo consiste en aportar un valor óptimo a la cadena de suministro del sector de la ropa y los textiles para el hogar, y ayudar a las marcas a alcanzar nuevas metas, impulsar la sostenibilidad y salvaguardar nuestro planeta”.

La colaboración entre los sectores textil y de la moda es esencial para lograr una mayor transparencia

Aunque la sostenibilidad ha sido un tema candente entre las marcas, la cadena de suministro debe mejorar todavía más la información que aporta sobre las materias primas, los procesos de producción y la utilidad de los productos tras su vida útil a fin de aumentar la transparencia. Los consumidores ya están buscando activamente productos sostenibles, por lo que es importante que el sector y las marcas revolucionen la forma en que el conocimiento técnico se transfiere al lenguaje de consumo de los sitios web y las etiquetas de los productos.

Para impulsar el cambio, Lenzing ha tomado la iniciativa con un enfoque de tres pilares para aumentar la colaboración entre las empresas y avanzar hacia la sostenibilidad, lo que garantiza un mayor grado de transparencia y permite comprobar la procedencia de la materia prima desde el proceso de producción hasta el producto final. El enfoque de tres pilares emplea una tecnología especial para identificar fibras, un sistema de seguimiento basado en cadenas de bloques y una colaboración y planificación proactivas en la cadena de suministro. Este enfoque se ve acompañado por una plataforma personalizada de desarrollo electrónico de marcas de Lenzing para fabricantes y marcas, lo que proporciona un apoyo integral para la certificación de tejidos, incluidas las pruebas de tejidos, así como la identificación de números y etiquetas colgantes para garantizar que todos los pasos de la cadena de suministro son sostenibles.

“Estamos encantados de ver cómo más consumidores adoptan un estilo de vida sostenible en el entorno de la moda, realizando compras con conocimiento de causa gracias a la investigación y la lectura de las etiquetas de los productos. Los consumidores tienen cada vez más expectativas sobre la sostenibilidad, por lo que, en los últimos años, hemos transformado y actualizado la experiencia de la marca Tencel  mediante programas de compromiso proactivo sobre el uso de fibras celulósicas sostenibles”, afirma Harold Weghorst, vicepresidente de Global Brand Management de Lenzing.

“El interés de los consumidores por los productos ecológicos y biodegradables va de la mano de nuestro compromiso continuo por ofrecer a las marcas y consumidores opciones más sostenibles y biodegradables en los sectores de la ropa y los textiles para el hogar. Las fibras de Tencel, fabricadas a partir de madera obtenida de forma sostenible, permiten que el tejido de la ropa y los textiles para el hogar que usamos en nuestro día a día sea transpirable, biodegradable y de alta calidad. Nuestro objetivo sigue siendo el mismo: fomentar la innovación en las materias primas sostenibles. No obstante, iremos más allá de las fibras y buscaremos nuevas formas de lograr que las marcas y los consumidores se unan a la causa de la sostenibilidad, cuando quieran y donde quieran”, concluye Weghorst.

Publicidad