Publicidad

La compañía da un paso más hacia la omnicanalidad incluyendo a sus tiendas en franquicia en el negocio online de la marca. La empresa compartirá con ellas la facturación alcanzada por el e-commerce según las ventas en su área de influencia.

La iniciativa, que se implementará con efectos retroactivos a 1 de enero de este año, se aplicará inicialmente a las franquicias de España, Francia y Holanda, países con gran volumen de tiendas franquiciadas, 142, 82 y 18, respectivamente.

La decisión de compartir el crecimiento del negocio online con las franquicias tiene como principal objetivo avanzar aún más en proyectos de omnicanalidad. En la actualidad, la red de tiendas de Mango (tanto propias como franquicias) ya efectúa diversas iniciativas omnicanal como, por ejemplo, la entrega y devolución de pedidos online, así como ventas en tienda física con el stock de la tienda online. Gracias a este nuevo impulso, Mango acelerará todavía más en iniciativas Customer Centric, favoreciendo los flujos operativos para optimizar el stock y acercarlo a sus clientes.

Publicidad

Según Daniel López, director de Expansión y Franquicias de Mango, “nos parece justo compartir parte de la facturación online con nuestras franquicias dado que las tiendas físicas son claramente responsables del importante crecimiento del negocio online. Muchas de las transacciones que finalizan en nuestro e-commerce surgen por visitas de nuestros clientes a nuestras tiendas físicas”.

Y añade. “Además, esta inciativa nos permitirá trabajar de forma aún más estrecha con nuestra red de franquicias y acelerar el desarrollo e implementación de nuevas iniciativas de omnicanalidad en tienda, como por ejemplo, el servicio de click & collect (recogida de un pedido online utilizando stock de la tienda física)”.

Mango tiene como objetivo potenciar al máximo la omnicanalidad y apuesta por fomentar que la mayor parte de las transacciones online conlleven algún tipo de interacción con las tiendas físicas de la cadena, ya que los puntos de venta físicos son el lugar de contacto más cualitativo y experiencial.

Además, muchas de las iniciativas de omnicanalidad en las que se fomente el tráfico a tienda física conllevan una reducción del impacto medioambiental generado por las entregas a domicilio.

A partir de 2021 y una vez consolidado el proyecto, Mango tiene previsto extender este acuerdo a otros países donde esté implementado el sistema de franquicias.

Publicidad