Publicidad

El presidente, Càndid Penalba, el vicepresidente Manu Díaz, el secretario general Felipe Carrasco y el gerente José Vicente Serna del Consejo Intertextil Español (CIE) se han reunido en la sede de UGT FICA (Federación de Industria, Construcción y Agro) en Madrid para exponer la situación y las preocupaciones sobre el impacto muy negativo -tanto en empleo como en la actividad económica industrial- que puede provocar la actual negociación de las reglas de origen en el acuerdo Paneuromediterráneo.

Pedro Luis Hojas, secretario general, y José Carlos Ruiz, secretario sectorial Químico, Textil y Artes Gráficas, de UGT FICA, han acordado junto con la Patronal Textil desarrollar acciones conjuntas a nivel europeo en defensa de los intereses del empleo textil español y de la industria textil europea en relación al acuerdo Paneuromediterráneo.

“Desde el Consejo Intertextil apoyamos el acuerdo Paneuromediterráneo. Creemos que unas reglas de origen modernizadas y adaptadas a la nueva realidad pueden impulsar los intercambios comerciales entre los diferentes socios de la zona”, subrayan.

Publicidad

Impacto

“El impacto para la industria textil es claro y directo, motivo por el cual nuestra entidad no puede apoyar la finalización de las negociaciones a cualquier precio. La concesión de derogaciones permitiendo una transformación única va en contra de nuestros principios e intereses, ya que provocaría un incremento de importaciones de tejidos de países proveedores de fuera de la Unión Europea y, seguramente, una extinción de parte de nuestra industria, concluye el comunicado.

Publicidad
Artículo anteriorSe prepara la 58ª edición del Congreso de fibras de Dornbirn
Artículo siguienteJack&Jones estrena nueva tienda en Meridiano