Publicidad

La industria textil en el año 2019 está viviendo una ralentización de su actividad tal y como se había previsto en el ejercicio anterior. El sector algodonero en España lo conforman más de un centenar de empresas que ocupan a 5.700 trabajadores y que facturan 2.100 millones de euros.

Los principales indicadores del sector algodonero están en claro retroceso con la excepción del comercio exterior, que aunque no llega a niveles del 2017 se está recuperando de la caída del año 2018.

La producción cae casi un 6% en el 2019 acompañada de una reducción de la cifra de negocios del 3%. Sin embargo, las empresas algodoneras mantienen su estructura y la ocupación es la misma que en el mismo periodo del año anterior.

Publicidad

El sector textil está viviendo en primera persona el cambio de paradigma del mundo de la moda, los cambios en los hábitos de consumo y las dudas sobre la marcha de la economía, circunstancias que están afectando directamente la marcha de la industria textil.

Las ventas al exterior del sector algodonero, punta de lanza de esta industria, se están recuperando del retroceso del año anterior. Las exportaciones de los hilados y tejidos han crecido casi un 5% mientras que el textil hogar experimenta un retroceso de casi un 3%.

Las ventas al exterior algodoneras han crecido de media un 3%, un crecimiento superior al del sector textil general que lo hace en un 0,5%. Los principales mercados de destino lo sigue encabezando Marruecos, Portugal, Italia, Francia y Alemania.

Los principales indicadores del sector algodonero están en claro retroceso con la excepción del comercio exterior

Las compras al exterior también han aumentado respecto al año anterior superando el crecimiento de las exportaciones. En el año 2019 las compras fuera de España han crecido un 4,2%, siendo los tejidos los principales protagonistas de este incremento. Los principales proveedores son los mismos que los años anteriores, Paquistán sigue encabezando la lista pero con una representatividad del 21% del total de las compras, 4 puntos por debajo que el año anterior. China, Turquía, Portugal e Italia son los proveedores que siguen de cerca a Paquistán.

“Las previsiones del sector textil son inciertas, nos encontramos en un modelo en vías de agotamiento y el futuro pasa por la sostenibilidad y la digitalización de la cadena de valor. Los cambios profundos de la industria y su reinvención son necesarios. A los retos anteriores se le tiene que sumar la debilidad de la coyuntura económica actual así como la pérdida de competitividad en los costes de producción de España, principalmente en materia energética, laboral y de materias primas, en sentido contrario de los otros países que son nuestra competencia, especialmente Turquía”, subrayan desde AITPA.

AITPA es la organización que representa a las empresas textiles algodoneras de España, sector que está constituido por un centenar de empresas con 5.700 trabajadores y cuya facturación supera los 2.100 millones de euros, más del 50% en el exterior.

Publicidad