Publicidad

Euratex ha respondido a la consulta de la UE sobre el impacto de las subvenciones extranjeras en el mercado interior de la UE. Celebra la iniciativa y pide un instrumento integral que garantice la igualdad de condiciones, pero que no sea proteccionista y no desaliente la inversión extranjera.

La industria europea de textiles y confección (T&C) está muy globalizada, con cadenas de valor complejas e interdependencias con muchos otros sectores. Para que las empresas de T&C funcionen bien, necesitan mercados abiertos y “eficientes”, pero combinado con controles efectivos cuando sea necesario.

En este contexto, la ausencia de igualdad de condiciones y una reciprocidad justa entre la UE y los competidores de terceros países en el mercado interior de la UE es motivo de preocupación. Los efectos distorsionadores de las subvenciones otorgadas por gobiernos de países que no pertenecen a la UE han puesto en peligro la competitividad de muchas empresas de T&C de la UE.

Publicidad

Estas subvenciones extranjeras podrían distorsionar el mercado interior, específicamente la actividad general del mercado de los operadores económicos en la UE, las adquisiciones de empresas de la UE, los procedimientos de contratación pública y el acceso a la financiación de la UE. Por tanto, se acoge con gran satisfacción la propuesta de la Comisión de crear un nuevo instrumento jurídico para abordar estos desafíos.

En su contribución a la consulta pública sobre el tema, Euratex enfatizó que la propuesta de la UE debe ser lo más completa posible, tanto en su alcance como en las medidas correctivas que propone. El nuevo instrumento legal debería tener en cuenta las disposiciones ya disponibles en, por ejemplo, la Ley de competencia de la UE, Instrumentos de defensa comercial (IDT) y el Instrumento de contratación internacional. De hecho, la coherencia y la complementariedad con otras herramientas de la UE son fundamentales.

Según Dirk Vantyghem, “el objetivo del instrumento es nivelar el campo de juego, no ser proteccionista y no desalentar la inversión extranjera. Para ello, el instrumento debe ser no discriminatorio y compatible con la OMC. Por lo tanto, Euratex alienta a la UE y los estados miembros a avanzar con una iniciativa lo antes posible

Publicidad