Publicidad

El evento final del proyecto Life-Flarex ha tenido lugar en formato telemático. Fue organizado por el partenariado del proyecto y contó con más de 60 participantes de toda Europa.

El objetivo de la sesión era presentar los principales resultados y conclusiones del proyecto y abrir un debate sobre la implementación de estrategias y oportunidades de sustitución de productos químicos peligrosos en la industria textil, en particular para los retardantes de llama utilizados en los procesos de acabado textil y otras tendencias actuales que son aplicables al sector.

Entre los ponentes invitados participaron representantes de la Comisión Europea (Dirección General de Medio Ambiente), EASME (Agencia Ejecutiva para las PYMEs), la ECHA (Agencia Europea de Sustancias Químicas), EURATEX (Confederación Europea del Textil y la Confección), ChemSec (Secretaría Internacional de Sustancias Químicas), la Agencia Federal de Medio Ambiente de Alemania y el Centro Tecnológico LEITAT.

Publicidad

La sesión empezó con las presentaciones de los representantes de la Comisión Europea. Primero, el representante de la Dirección General de Medio Ambiente presentó las oportunidades que ofrece el Pacto Verde Europeo (“EU Green Deal”) para el sector textil y sus suministradores de productos químicos. A continuación, el gerente del portfolio de proyectos LIFE de EASME presentó este programa, que ofrece a las empresas innovadoras apoyo financiero para implementar estrategias de sostenibilidad, incluyendo la sustitución química y la economía circular.

Seguidamente, EURATEX presentó el punto de vista industrial sobre la sustitución química en el sector textil, resaltando la necesidad de tomar en consideración los diferentes usos de los productos como puede ser en ciertos sectores donde la funcionalidad técnica es esencial y no existen productos alternativos como puede ser el caso de la protección personal.

La siguiente presentación fue a cargo de la ECHA, que describió el trabajo legislativo en curso y las tendencias para la sustitución de compuestos perfluorados utilizados para proporcionar repelencia al agua y al aceite. Varios estados miembros están avanzando hacia la prohibición generalizada de las químicas C6.

ChemSec presentó las diferentes herramientas disponibles para promover la sustitución en las empresas textiles, incluida la lista SIN, el marketplace de alternativas químicas y la nueva herramienta ChemScore.

Después de las presentaciones introductorias, los diferentes socios del proyecto Life-Flarex presentaron los principales resultados del mismo, incluidos los resultados técnicos, la evaluación toxicológica in vitro, la evaluación de riesgos, la evaluación del ciclo de vida y las recomendaciones legislativas.

El equipo de Life-Flarex evaluó cuatro aplicaciones diferentes de materiales textiles para el sector contract: tapicería, cortinas, sábanas y fundas de colchones. Para cada aplicación, se evaluó un conjunto de productos alternativos y se comparó con los productos convencionales usados industrialmente. Para cada aplicación, se determinó que, al menos una alternativa reducía el impacto ambiental y el coste, proporcionando buenos resultados técnicos.

El equipo de Life-Flarex publicará las presentaciones y la grabación de la sesión en la página web del proyecto junto con los informes técnicos completos en las próximas semanas

El webinar finalizó con la presentación de dos proyectos LIFE relacionados: AskReach, que está desarrollando una aplicación para el consumidor para identificar si un producto ha utilizado alguna sustancia de gran preocupación a lo largo de su producción y MIDWOR-LIFE, que evaluó productos de acabado alternativos para proporcionar repelencia al agua y al aceite.

El equipo de Life-Flarex publicará las presentaciones y la grabación de la sesión en la página web del proyecto junto con los informes técnicos completos en las próximas semanas.

Life-Flarex es un proyecto del Programa LIFE que tiene como objetivo reducir el impacto sobre el medio ambiente, la salud y la seguridad de los retardantes de llama que se utilizan actualmente en la industria textil y de sus futuras alternativas, analizando su impacto medioambiental y sus funcionalidades y promoviendo el compromiso de sustitución entre las empresas europeas del sector.

Publicidad