Publicidad

El informe de este segundo trimestre sobre la compra de productos de moda, elaborado por la empresa especializada en estudios de mercado Kantar para el Clúster Modacc, muestra un elevado dinamismo en el consumo del sector.

Durante los meses de abril a junio, el mercado de la industria de la moda ha logrado una evolución positiva con un incremento del 12,8% de la facturación y del 1,4% en volumen de venta de producto, respecto a las cifras del mismo período del año anterior. Los productos de moda exterior femenina y baño son los que han mostrado una tendencia más positiva, mientras que el consumo de moda íntima no ha crecido en el primer semestre de 2022.

Un aspecto novedoso a tener en cuenta es que la mayoría de las categorías han experimentado un incremento del coste del producto, trasladando los incrementos de coste en los transportes y la energía. En total, de abril a junio de 2022 se ha facturado un 12,8% más que en el mismo periodo de 2021, alcanzando prácticamente los 4.300 millones de euros de facturación.

Publicidad

Asimismo, el consumo de moda acumulado durante el primer semestre de 2022 ha crecido un 13,9% en valor y un 3% en volumen en comparación con el mismo período de 2021. El estudio de mercado se ha realizado a partir de una muestra de 10.000 personas representativas de la población residente en España (Península y Baleares).

La ropa de baño es la categoría que presenta una mayor recuperación

La categoría que ha registrado una mayor recuperación es la de ropa de baño, impulsada por la recuperación de las vacaciones y el turismo postpandemia, como ya se anticipaba en el trimestre anterior: ha incrementado hasta un 12% en valor respecto al segundo trimestre del año pasado y ha logrado doblar las cifras de venta de 2020.

En cuanto al mercado de punto exterior de mujer, ha presentado una evolución positiva durante el primer semestre del año en cuanto a la facturación (11%) mientras que se ha mantenido estable en cuanto al volumen total de unidades vendidas. Por otra parte, la categoría de moda íntima para hombre es la que ha presentado la evolución más negativa de todo el mercado con caídas tanto en valor y volumen, no llegando a las cifras de venta alcanzadas en 2021.

Por último, por lo que se refiere a la categoría de moda infantil, se ha registrado un incremento del valor (6%) durante el primer semestre del año, aunque se estanca en el volumen total de unidades vendidas, con cifras muy similares a las del primer semestre del año anterior.

Para el director ejecutivo del Clúster Modacc, David Garcia, “el consumo de moda se ha mostrado dinámico durante el primer semestre del año, especialmente en aquellas categorías vinculadas al retorno de la actividad social, mientras que los precios han subido fruto de los incrementos de los costes de materias, transportes y energía. La evolución del consumo de moda en el segundo semestre marcará el signo definitivo de este año 2022”.

La conclusión de este nuevo informe es que las cifras de consumo de moda se acercan a las prepandémicas, mostrando una recuperación, aunque todavía débil, del mercado de moda.

Sin embargo, el sector de la moda en Cataluña se muestra preocupado por los incrementos durante los últimos meses de los costes de producción y transporte y por la posibilidad de que, si los precios de los artículos siguen subiendo, se acabe produciendo una reducción progresiva en la demanda. Por eso, habrá que ver cómo se consigue un nuevo equilibrio de mercado.

El informe elaborado por Kantar por encargo de Modacc, ha sido presentado con motivo de la Junta de socios del Clúster, que ha tenido lugar en LCI Barcelona. Este estudio monitoriza trimestralmente el consumo de productos de moda a partir del seguimiento de consumo semanal de 10.000 personas mayores de 15 años de toda la Península y Baleares, e incluye todos los canales de compra.

Publicidad
Artículo anteriorLa importancia del uso de materiales sostenibles en el ecommerce
Artículo siguienteMBFWMadrid toma el pulso al diseño español en su 76ª edición