Entrar en los linderos de la industria 4.0 es uno de los grandes retos del textil-confección español, para seguir siendo competitivo en un mercado global.
Sobre eso va nuestra MESA REDONDA.

Mesa redonda publicada en la revista Noticiero Textil edición 253 correspondiente al cuarto trimestre 2017

1Marta Castells

Marta Castells
Directora del Cityc
Directora del Cityc

¿Cuál es el principal problema que tienen las empresas del textil-confección español para entrar en el mundo de la industria 4.0?

Una vez más las empresas del sector textil-confección se encuentran delante de una nueva realidad, la industria 4.0. La adaptación es vital para su existencia y no solo se trata de un reto tecnológico, la transformación es total, los modelos de negocio serán diferentes así como la mentalidad del consumidor. Las nuevas reglas del juego, las mismas para todos los sectores, obligan a las empresas al cambio, los retos son similares para todos, más que destacar un problema específico del sector destacaría uno de sus puntos fuertes, su capacidad de adaptación. La flexibilidad y capacidad de adaptación al entorno ha sido clave en el sector textil-confección para su supervivencia y espero que así sea delante de este nuevo desafío.

A su juicio, ¿cuál es el camino que deben seguir las empresas para lograr su total digitalización?

Para que la digitalización de las empresas sea integral hay dos factores principales a tener en cuenta: la inversión y la formación. Gran parte de la tecnología utilizada en la actualidad necesita ser actualizada, para ello solo hay una vía, la inversión en nueva tecnología que adapte los procesos industriales a la nueva realidad. Esta nueva realidad incluye personalización en los productos y mayor rapidez y capacidad de respuesta así como una mayor productividad y eficiencia de recursos para las empresas gracias a, entre otros elementos, la gestión de los datos y la inteligencia artificial. Este cambio obliga a formar a los profesionales del sector para adquirir nuevas habilidades, tanto técnicas como de gestión, este hecho debe ir acompañado con la creación de nuevos perfiles de trabajo.

¿Cree que la industria 4.0 facilitará el retorno de parte de la producción al mercado español?

Cuantificar el retorno de la producción es complejo, lo que estadísticamente se conoce es la evolución de los principales indicadores de las empresas como la producción, el empleo o la cifra de negocios, entre otros. Es difícil saber el impacto que podría tener sobre ellos un supuesto retorno impulsado por la industria 4.0. Vivimos en un mundo cambiante, no hablaría de que hay producción que retornar, en su momento hubo una deslocalización pero desde entonces las circunstancias han cambiado y las condiciones también. En todo caso, la industria 4.0 facilitará un incremento de la producción, mejorará la productividad y eficiencia. La personalización de los productos obligará a mantener una cercanía con el cliente que países productores más lejanos no pueden ofrecer.

¿Cómo influye la industria 4.0 en las maneras de trabajar de la industria textil española?

Las nuevas herramientas que proporciona la industria 4.0 permiten a las empresas crear las fábricas del futuro. La fabricación avanzada con la digitalización de los procesos y el big data, la robotización o los simuladores virtuales de procesos productivos, por mencionar algunos ejemplos, transforman de forma integral la forma de trabajar. Todas las partes de la cadena de valor estarán conectadas y el consumidor pasa a ser el centro del sistema.

2Ariadna Detrell

Ariadna Detrell
Clúster manager de la AEI Tèxtils
Clúster manager de la AEI Tèxtils

¿Cuál es el principal problema que tienen las empresas del textil-confección español para entrar en el mundo de la industria 4.0?

El término industria 4.0 está de moda también en nuestro sector. Pero, ¿nos hemos planteado si cuando hablamos de industria 4.0 u otros términos relacionados como digitalización, Internet de las Cosas, Big Data, etc. sabemos a qué nos referimos, cuáles son las tecnologías o herramientas disponibles y su alcance? Quizás no lo suficiente.
El sector textil-confección es muy diverso, cada subsector tiene unas características determinadas, igual que dentro del sector de textiles técnicos con cadenas de valor distintas, hecho que hace difícil generalizar problemas concretos comunes para la implementación de la industria 4.0.
Sí que podemos afirmar que, en un sector industrial como el de los textiles técnicos, en Cataluña, España o Europa, la digitalización es compleja y costosa.
La introducción de las tecnologías digitales en la industria es, sin duda, uno de los principales retos del sector textil-confección europeo, en el que llegar de los primeros supone una clara ventaja competitiva.

A su juicio, ¿cuál es el camino que deben seguir las empresas para lograr su total digitalización?

El camino es largo y gradual. Y, en algunos casos, la total digitalización no es posible.
El primer paso es que la empresa sea consciente de los beneficios que le puede aportar y que sea la dirección quien haga la apuesta por la digitalización. En caso contrario, no se destinarán esfuerzos suficientes para que el proceso sea un éxito. La digitalización es un proceso de reconversión industrial en el que es necesaria una inversión tecnológica pero también en capital humano.
Uno de los puntos clave del proceso es la estrecha colaboración entre las empresas industriales textiles y las empresas tecnológicas, que permita adaptar las soluciones 4.0 a las necesidades concretas.
Para ello, se requiere el definitivo acceso de las empresas al financiamiento necesario para emprender las inversiones indispensables para la mejora tecnológica y las apuestas innovadoras.

¿Cree que la industria 4.0 facilitará el retorno de parte de la producción al mercado español?

El sector de textiles técnicos es una de las áreas que menos se ha visto afectada por los efectos de la liberalización de los flujos de productos textiles. La deslocalización de empresas no fue tan notable como en los sectores tradicionales.
Es por ello que, más que pensar en facilitar el retorno de la producción, consideramos que la industria 4.0 puede aportar un valor añadido a nuestras empresas, que les permita continuar compitiendo en el mercado global.
En este sentido, podemos asociar a la implementación de la industria 4.0 o también llamada industria inteligente, conceptos como personalización, flexibilidad, optimización, eficiencia o servitización.
Finalmente, destacar que siempre quedarán factores humanos que, aunque se disponga de nuevas herramientas para facilitarlo, no se podrán automatizar, como por ejemplo la creatividad.

¿Cómo influye la industria 4.0 en las maneras de trabajar de la industria textil española?

El cambio que supone la industria 4.0 tiene influencia en la manera de trabajar en todos los ámbitos y departamentos de las empresas.
La industria 4.0 abre un gran abanico de posibilidades que van desde la digitalización del diseño, la fabricación, la logística y distribución, la interacción con el cliente final o del mismo producto.
Nos encontramos delante de la necesidad de cambiar y/o adaptar los actuales modelos de negocio. Es imprescindible adaptarse a una nueva manera de pensar y hacer las cosas y afrontar nuevos retos tecnológicos. Y, en este sentido, aún queda mucho por hacer.

3Gonzalo Martínez

Gonzalo Martínez
Director de IT y Sistemas de Logisfashion
Director de IT y Sistemas de Logisfashion

¿Cuál es el principal problema que tienen las empresas del textil-confección español para entrar en el mundo de la industria 4.0?

La transformación digital o industria 4.0 en el sector de la industria de la moda, afecta en todos los ámbitos de la creación de valor; desde el requerimiento de procesos de producción más eficientes, a una mayor orientación al cliente y nuevos modelos de negocio.
Una de las principales barreras que podemos tener las empresas del sector de la moda en España es, el no contar dentro de los equipos/plantillas, sobre todo en posiciones directivas, con el personal adecuado para implementar y entender los cambios tecnológicos asociados a la industria 4.0.
Además, está la dificultad de encontrar la solución tecnológica más adecuada para optimizar nuestros procesos. En este punto el saber identificar el partner tecnológico que te ayude a ponerlo en marcha es fundamental.
Por último, el ser capaces de escuchar a nuestros clientes y procesar toda la información que obtenemos de ellos, en nuestro caso, las grandes compañías fabricantes, importadoras y las startups del comercio electrónico. Todo el Big Data generado con nuestros clientes, hay que saber analizarlo y hacerlo visible a las distintas áreas de la compañía con el objetivo de generar unos procesos más adecuados a las necesidades reales del mercado.
En este aspecto, Logisfashion ha creado un equipo de trabajo formado por personas de los equipos de ingeniería y mejora de procesos e IT, que se dedica en exclusiva al proyecto de BI.

A su juicio, ¿cuál es el camino que deben seguir las empresas para lograr su total digitalización?

Las organizaciones tienen que ser capaces de identificar las oportunidades que esto representa para su empresa, de nuevo es importante contar con partners tecnológicos que sean los que nos ayuden a estar “conectados” con la actualidad tecnológica.
Del mismo modo es igual de importante que el equipo de RRHH haya sido capaz de implementar un plan de formación continua que permita a las distintas áreas estar en contacto con las tecnologías que están apareciendo.
No hay mejor combinación que tener un equipo capaz de identificar la necesidad y conocedor de las posibles soluciones.
Muchas empresas ya están sentando las bases para la industria 4.0 para no quedarse en fuera de juego. Hay mucha presión para reducir costes y mejorar sus procesos internos. Estos grandes desafíos operativos no suelen dejar mucho tiempo para implementar innovaciones, pero todos los que nos movemos en el sector de la moda sabemos que quien no apuesta por la tecnología se va a quedar atrás.
En Logisfashion llevamos más de 10 años con un software WMS propio que ha ido evolucionando, empujando la evolución de los modelos de negocio de nuestros clientes y por la evolución de los sistemas de información (acceso ubicuo, arquitecturas Cloud, software basado en servicios, etc.) por nuevos procesos y necesidades que han surgido en las diferentes operaciones.
En estos últimos años, se han añadido nuevas funcionalidades y se han incorporado nuevos procesos y tecnologías de campo pensados para el comercio electrónico, dando lugar a Logiscore.
El modelo de negocio de nuestros clientes con fuertes picos durante el año requiere de una infraestructura flexible, escalable y segura, la arquitectura on-cloud permite cumplir con estos requisitos y asumir unos costos asociados a los recursos consumidos en cada momento.
El resultado es un sistema de gestión de almacén propio (Warehouse Management System), seguro, flexible y escalable, que cuenta con un módulo de BI que ayuda en la toma de decisiones operacionales diarias.

¿Cree que la industria 4.0 facilitará el retorno de parte de la producción al mercado español?

Es posible, una causa podría ser el fortalecer las tecnologías que permitan la autoproducción (por ejemplo, con el tema de la impresión 3D) posiblemente algunas marcas del mercado español puedan incrementar los volúmenes de producción.

¿Cómo influye la industria 4.0 en las maneras de trabajar de la industria textil española?

Para la industria de la moda, como en la mayoría de las industrias es necesario identificar cuáles son las necesidades actuales y a medio plazo de los clientes, sus características particulares (ej: no tiene sentido mejorar procesos de B2B cuando los picos más difíciles de asumir se dan en B2C) con el fin de adaptar los procesos internos y el área tecnológica a estas nuevas demandas.
No nos referimos solamente a la parte tecnológica, sino que se trata también de redefinir los procesos operativos, las necesidades en recursos humanos cualificados y los partners o colaboradores que nos ayuden a alcanzar y cumplir con los objetivos y el nivel de servicio que tenemos comprometido con nuestros clientes.
En este camino, posiblemente, nos encontramos con la necesidad de implementar tecnologías como machine learning, internet de las cosas, business intelligence, etc. Es importante poder usar la tecnología para gestionar los departamentos de una manera muy eficaz y tener sistemas que sean capaces de tomar decisiones en base a experiencias de temporadas anteriores.

4Andrés Borao

Andrés Borao
Secretario General de Texfor
Secretario General de Texfor

¿Cuál es el principal problema que tienen las empresas del textil-confección español para entrar en el mundo de la industria 4.0?

El sector textil y de la confección no es diferente a otros en la implementación de nuevas tecnologías o herramientas que en su conjunto denominamos industria 4.0. El reto principal es interiorizar que las continuas oportunidades que nos ofrece la tecnología son vitales para competir en el mercado global. No son una opción. Por tanto, es preciso asumir una cultura constante sobre la evolución tecnológica que emane de la dirección empresarial y que sea entendida y compartida por toda la empresa. Esa base es fundamental para iniciar cualquier proceso de transformación empresarial.

A su juicio, ¿cuál es el camino que deben seguir las empresas para lograr su total digitalización?

Partiendo del modelo de negocio que tenga cada empresa, el primer paso es el de la formación para entender y aplicar las mejores herramientas disponibles y cómo integrarlas o adaptarlas a lo largo de todo tu proceso y con el resto de elementos de la cadena, desde proveedores a clientes. A parte de estudiar las inversiones necesarias en tiempo y forma, es importante planificar una metodología donde los cambios se realicen con prudencia y constancia, sabiendo que la digitalización total no existe.

¿Cree que la industria 4.0 facilitará el retorno de parte de la producción al mercado español?

Seguro, pero no de la forma y en el volumen de antaño. La tecnología está disponible globalmente, aunque los países más desarrollados tienen más facilidades para que sus empresas introduzcan sistemas de gestión, producción, logística y ventas cada vez más digitalizados e interconectados. Esas herramientas han de aprovecharse para dar respuestas a unos mercados que evolucionan de forma vertiginosa. En la adaptación de la empresa, la respuesta al cliente y la calidad del producto están las claves de la competitividad.

¿Cómo influye la industria 4.0 en las maneras de trabajar de la industria textil española?

Este es un tema que Texfor abordó en su encuentro anual Texmeeting By Texfor del pasado mes de junio y que llevó por lema “Textile Advanced Manufacturing”. Allí concluimos que la nueva era digital o cuarta revolución industrial ha transformado a la sociedad y las empresas necesitan adaptarse al cambio para seguir siendo competitivas. El tradicional modelo industrial se transforma e incorpora una combinación de nuevas herramientas tecnológicas y mayor eficiencia de los recursos.

5Gerber

Servicios y tecnologías de la información

¿Cuál es el principal problema que tienen las empresas del textil-confección español para entrar en el mundo de la industria 4.0?

La Industria 4.0 también genera el concepto de ´fábrica inteligente‘: En la estructura modular de la fábrica inteligente, hay un ciber sistema monitorizando los procesos físicos, replicando el mundo físico y permitiendo decisiones descentralizadas. Con el IoT (Internet of Things), los ciber sistemas comunican y colaboran entre ellos y con los humanos en tiempo real, y con el internet de los servicios los participantes en la cadena de valor de la empresa usan tanto los servicios internos como entre organizaciones.
Definitivamente ambicioso si consideramos que el 70 % del tiempo de proceso de una prenda es de costura y que hoy en día el 90 % del proceso es manual o semiautomático. Y sí , los primeros sistemas robotizados de costura están disponibles o en avanzada preparación, aunque la penetración de mercado y el retorno sobre la inversión (ROI) en un plazo razonable aún requerirá otros 5 años. Pero sin duda la industria textil-confección española y del hemisferio occidental adoptarán esta tecnología y harán la industria 4.0 una realidad.

A su juicio, ¿cuál es el camino que deben seguir las empresas para lograr su total digitalización?

En Gerber Technology, el primer paso para llevar a cabo la digitalización completa se resume en el concepto que hemos llamado “Adopte su realidad digital”. Cada empresa está en un nivel en el espectro tecnológico. Nuestro objetivo es que nuestros clientes hagan frente a este desafío y que nos consulten como partner de confianza para guiarles en este proceso. Tenemos una capacidad única para prestarles apoyo cualquiera que sea el punto de partida de su transformación. Nuestra gente, nuestra experiencia del negocio y nuestras soluciones digitales completas nos permiten ser el partner de confianza de nuestros clientes para la transformación digital. En otras palabras, la compañías no necesitan una estrategia digital, sino que necesitan lo digital para soportar y potenciar la estrategia específica de su negocio.

¿Cree que la industria 4.0 facilitará el retorno de parte de la producción al mercado español?

Tomando en cuenta las posibilidades que aporta la tecnología actualmente y en los próximos 5 a 10 años, la clave para el sourcing no será el coste de mano de obra más barato sino la transformación digital incluida la robótica en la costura. La costura todavía es el cuello de botella para completar aplicaciones industriales 4.0, ya que el resto de las fases – diseño, prototipo virtual, planificación, producción integrada (incluido la interfaz hombre máquina con Gerber Connect) y las soluciones IoT, ventas y tracking – están al alcance de los responsables en sus tomas de decisiones y Gerber Technology propone estas soluciones.
Habida cuenta de ello, el sourcing global no será tan relevante. Tanto por motivos de costes como de sostenibilidad y con la tendencia a desarrollar productos orientados a las preferencias locales del cliente, los procesos de producción sin duda se acercarán al punto de venta. Y esta tendencia ya iniciada con un regreso de producción de Asia a una producción en zonas más cercanas como Europa y Magreb también impactaran en España en un plazo de los próximos 5 a 10 años.

¿Cómo influye la industria 4.0 en las maneras de trabajar de la industria textil española?

La transformación digital como  paso inicial hacia la industria 4.0  supone un cambio de mentalidad dentro de las organizaciones. Por eso emergen tecnologías disruptivas. El desafío para las empresas para involucrarse en su transformación digital es el de asociarse con los partners adecuados y exigirles el soporte y consultoría para llevar a cabo sus estrategias.
Dicho esto, trabajar para elaborar una estrategia de empresa individual, reposicionarse y reinventarse, será un objetivo a corto plazo para todo tamaño de empresas, con el objetivo de Imaginar y proponer nuevas experiencias al cliente; Basarse en las tecnologías digitales para potenciar e implementar los cambio; estar inmerso en la transformación: empezar ahora, empezar con pasos bien medidos, y de ahí ir creciendo (o quedarse atrás…).

6Jorge Moreno

Jorge Moreno
Responsable del Grupo de Investigación de I-D de Aitex
Responsable del Grupo de Investigación de I-D de Aitex

¿Cuál es el principal problema que tienen las empresas del textil-confección español para entrar en el mundo de la industria 4.0?

La transformación digital de la industria se ve dificultada porque requiere muchos esfuerzos por parte de las empresas, tanto a nivel de inversión como de formación y cambio de mentalidad.
En el estudio realizado por Aitex durante el primer trimestre de 2017 sobre la situación actual de la Industria 4.0 en el sector textil de la Comunidad Valenciana en el marco del proyecto DIGITALIZA-T, el 56 % de empresas señala el coste como la barrera más importante. La mayoría son pequeñas y medianas empresas que no pueden destinar tantos recursos a la digitalización, especialmente en aquellos casos en que los retornos económicos no se obtienen en el corto plazo.
También se consideran como problemas para entrar en el mundo de la digitalización la cultura empresarial del entorno (24 %) y la resistencia al cambio (19 %).

A su juicio, ¿cuál es el camino que deben seguir las empresas para lograr su total digitalización?

El primer paso para la digitalización es establecer una Hoja de Ruta de transformación digital alineada con la estrategia de negocio de la empresa. De nada sirve adoptar tecnologías que no reportan resultados a los objetivos definidos por la empresa. Una tendencia generalizada es querer implantar una gran cantidad de soluciones TIC existentes desde un primer momento. Esto, además de ser poco productivo, es un error y puede resultar muy costoso para la empresa.
Implantar las soluciones TIC que mejoren la competitividad y productividad de nuestro negocio es una buena decisión, pero casi tan importante es conocer bien cómo funcionan para sacar el máximo partido de ellas. La formación en el ámbito TIC es una necesidad básica, que además permite estar siempre informado de las novedades existentes. Existen múltiples formatos y temáticas disponibles para ello.
Por último, una de las situaciones más comunes es que la empresa se encuentre perdida, no sepa qué soluciones son las más adecuadas para su negocio y termine tomando decisiones equivocadas. Por ello, para la trasformación digital es importante contar con la ayuda de un experto que analice las distintas áreas del negocio para conocer el nivel de madurez digital, y así poder aconsejar acerca de las soluciones más adecuadas.

¿Cree que la industria 4.0 facilitará el retorno de parte de la producción al mercado español?

La deslocalización de la producción a países en los que los costes laborales eran más económicos ha provocado una caída muy relevante para el sector textil y moda. Sin embargo, la llegada de la industria 4.0 supone una oportunidad para producir productos de mayor valor añadido, de forma que la producción en España resulte rentable.
Actualmente, los clientes buscan productos cada vez más personalizados, de calidad, sin aumentar sus costes y sin esperas. Esto genera nuevos retos como la necesidad de proximidad a la demanda para dar respuesta rápida a las nuevas tendencias que vayan surgiendo en el mercado, lo que requiere producir localmente al menos, parte de la producción.
Además, la transformación digital permite incorporar tecnologías 4.0 a los procesos tradicionales para hacerlos más eficientes y flexibles. Así, la aplicación de tecnologías digitales garantiza una mayor eficiencia (optimización de recursos energéticos o materias primas y reducción de costes), mayor flexibilidad (posibilidad de personalizar los productos) y la reducción de plazos (acortando el tiempo de espera del cliente para obtener su compra).
En la actualidad ya se advierte una evolución positiva en la cifra de negocios de la industria textil en España.

¿Cómo influye la industria 4.0 en las maneras de trabajar de la industria textil española?

La industria 4.0 sitúa al cliente en el centro del proceso. Ya no basta con observar el mercado en el que desarrollamos nuestra actividad y ver qué está haciendo la competencia, sino que debemos conocer más y mejor al usuario —cada vez más exigente y mejor informado—, saber anticipar sus necesidades y adaptarse a ellas, ofreciéndole soluciones personalizadas de forma ágil y rápida.
Como he comentado, la industria 4.0 supone una nueva forma de producir y de llegar al cliente, permitiendo combinar flexibilidad y eficiencia en los procesos productivos, gestionando tamaños de series y tiempos de respuesta más cortos.
Por otro lado, la digitalización impacta también en la oferta de productos. La personalización o la digitalización del producto pueden suponer un importante avance respecto a la competencia. Por ejemplo, incluir tecnología en el producto da lugar a los tejidos inteligentes. En este sentido, Aitex está trabajando en varias líneas de investigación para dar soporte a las empresas, como en el desarrollo de textiles calefactables o textiles capaces de monitorizar parámetros vitales.
En definitiva, las empresas españolas deben adoptar cuanto antes las nuevas tecnologías 4.0 para mantener y reforzar su posición en el nuevo contexto digital. Una incorporación temprana puede ser fuente de ventajas competitivas, contribuyendo a un mejor posicionamiento del sector textil y de la moda español frente a sus competidores.

7José Serna

José Serna
Secretario general de Ateval
Secretario general de Ateval

¿Cuál es el principal problema que tienen las empresas del textil-confección español para entrar en el mundo de la industria 4.0?

El principal problema se genera por la necesidad de actualizar previamente los propios sistemas de información para la gestión de las empresas, puesto que ha habido unos años de desinversión en este aspecto y una parte muy importante de empresas necesitan disponer de una información más completa e integrada de gestión.
La dificultad también viene determinada por la variedad de productos y variaciones de la industria del textil-confección y de sus procesos, lo que complica en la mayoría de empresas una implantación sencilla de la industria 4.0, suponiendo una cuestión intrínseca al tipo de fabricación. Por una parte, la variedad de procesos físicos y químicos, lo que a su vez requiere en muchos casos de la subcontratación de empresas auxiliares, además de la propia fabricación que, en la mayoría de casos, requiere de mano de obra intensiva con operaciones muy variadas y, por último, existe una cantidad importante de procesos con maquinaria pesada relacionada con procesos químicos (tinturas y acabados); todo ello complica la automatización, análisis de la información y toma de decisiones; sin embargo, se están dando avances importantes en la industria 4.0, sobre todo en aquellos procesos productivos más lineales y susceptibles de ser informados.

A su juicio, ¿cuál es el camino que deben seguir las empresas para lograr su total digitalización?

La primera acción debería de buscar la integración de la información de la empresa para disponer de una información real de las previsiones y planificaciones que requiere un sector que, en gran medida, depende de la temporalidad de la moda y de las campañas estacionales.
A continuación, consideraría que la propia estrategia de cada empresa para su digitalización es clave para centrar el esfuerzo en las herramientas y medios adecuados; para ello, se debe analizar cuál es el valor diferencial del producto o el servicio y de las capacidades de la empresa para orientar esa estrategia a los canales y plataformas adecuadas.
A su vez, en la mayoría de los casos, una estrategia de digitalización conlleva preparar determinados procesos organizativos y de manipulación internos, es decir, se debe plantear como una estrategia global de empresa para la adaptación progresiva al nuevo mercado de distribución online.
El factor inmediatez en la distribución textil obligará a que la digitalización sea global, incluso con la comunicación entre fabricantes de la cadena. Actualmente, ya es habitual la comunicación digital con la parte de la distribución y en un futuro se irán incorporando el resto de procesos.

¿Cree que la industria 4.0 facilitará el retorno de parte de la producción al mercado español?

Debe ser clave para poder dar respuesta rápida al sector que requiere de esa inmediatez; de hecho, los plazos de entrega requieren de una organización productiva muy ágil, cambiante y ajustable.
En este aspecto, la industria 4.0 va a ser clave para dar respuesta e información en tiempo real para el seguimiento de los estados y revisión de las planificaciones, poder controlar los costes reales y analizar las desviaciones frente a los escandallos, además de poder analizar aspectos relacionados con la eficiencia energética y de consumos tan vitales para el sector.
Afrontar estos retos van a permitir ser más competitivos, a la vez que se ajuste adecuadamente la producción a la demanda; todo ello debe replantear la idoneidad de una producción intensiva basada en las estimaciones de las tendencias, además de adecuarse a la demanda y al éxito comercial de los diseños de los productos textiles con una rápida reacción a los cambios en el mercado.

¿Cómo influye la industria 4.0 en las maneras de trabajar de la industria textil española?

La industria 4.0 proporciona herramientas para ser muy ágiles en las respuestas de tiempos y en la valoración ajustada de costes; en definitiva, permite dar respuesta rápida y adaptarse a las circunstancias del mercado, incluso valorar nuevos escenarios o dimensionar de la producción.
A la vez, la industria 4.0 permite digitalizar cualquier información de interés para ser consultada por terceros (proveedores y clientes) además de la planificación, coordinación y control de las entradas y salidas de mercancías.
Otro aspecto destacable sobre la influencia de la implantación de la industria 4.0 es la relativa al propio análisis y valoración de la información extraída de las operaciones y procesos productivos que lleva aparejado el proceso de la toma de decisiones para optimizar operaciones y procesos textiles, incluso reorganizaciones de secciones muy establecidas, permitiendo analizar y adaptar la producción a los consumos para la consecución de la eficiencia en todos aquellos campos que están relacionados con la fabricación textil.