Publicidad

La compañía ha anunciado la firma de un acuerdo exclusivo con Qore con el objetivo de permitir la primera producción comercial a gran escala del mundo de spandex de base biológica utilizando QIRA, la nueva generación 1,4- butanodiol (BDO), como uno de sus ingredientes principales.

Esto traerá como resultado que el 70% del contenido de la fibra Lycra provenga de materias primas renovables. Se espera así reducir la huella de carbono de la fibra Lycra hasta en un 44% en comparación con el producto fabricado a partir de recursos con base en combustibles fósiles, pero preservando los mismos parámetros de rendimiento de alta calidad que la fibra Lycra tradicional.

QIRA se producirá en el campus biotecnológico de Cargill y la operación de refinación de maíz en Eddyville, Iowa. La fábrica, que actualmente se encuentra en fase de construcción, comenzará a operar en 2024.

Publicidad

La primera fibra Lycra renovable hecha con QIRA se producirá en la fábrica de The Lycra Company en Tuas, Singapur, a partir de 2024.

Publicidad
Artículo anteriorChic reorganiza su calendario
Artículo siguienteCerca de 35.000 profesionales acuden a la semana del lifestyle en Ifema Madrid