Publicidad

El recientemente renovado Plan Estratégico de la Agencia Europea de Sustancias y Mezclas Químicas 2019-2023 (ECHA por sus siglas en inglés) recoge las prioridades de la Agencia y cómo las va a implementar durante este período, contribuyendo al objetivo de la protección de la salud humana y el medio ambiente.

Para analizar las novedades que se prevén en esta normativa, la compañía especializada en seguridad, TÜV SÜD ha celebrado recientemente un encuentro en el que se ha expuesto la repercusión práctica de este plan estratégico de cara a los próximos cuatro años.

Durante el seminario REACH Update, que se celebró en Taiwán, se abordaron las tres grandes vías de actuación que plantea la ECHA tras la finalización del período transitorio de registro de sustancias químicas. En concreto, se centran en la identificación y gestión del riesgo de sustancias preocupantes, el uso seguro y sostenible de productos químicos en la industria y la implantación de una legislación europea que garantice una gestión sostenible de los productos químicos.

Publicidad

Plataforma online

Una de las grandes novedades ha sido la puesta en marcha de una plataforma online desarrollada por TÜV SÜD para facilitar la gestión, control y cumplimiento del reglamento REACH. Las empresas tendrán a su disposición nuevas funcionalidades como la generación y gestión online de los certificados de las sustancias registradas o nuevos canales de comunicación para facilitar la interacción con la cadena de suministro y el acceso a toda la documentación necesaria para demostrar el cumplimiento de las importaciones en caso de inspecciones en aduanas y otros foros de cumplimiento o inspección.

En este marco, también se ha evaluado la Estrategia Regulatoria Integrada sobre procesos y actividades de REACH y CLP que se está llevando a cabo para priorizar la atención en 4.700 sustancias registradas en un rango de más de 100 toneladas anuales, que son motivo de preocupación por alguna de sus propiedades.

Se ha evaluado la Estrategia Regulatoria Integrada sobre procesos y actividades de REACH y CLP

“La Agencia no solo reconoce la prioridad de cada sustancia en lo que a control y seguimiento del proceso se refiere, sino que también ha habilitado un nuevo portal para centralizar la información de las mezclas clasificadas o que contengan estas sustancias según pide el reglamento CLP. Cada país puede adherirse para agilizar los trámites administrativos de notificación que hasta ahora son específicos de cada país. Otro foco de atención son los nanomateriales. Se prevé una próxima modificación del Reglamento para incluir requerimientos específicos para las nanoformas de las sustancias”, explica Gema Fernández, Consultora REACH, de TÜV SÜD España.

Por último, también han estudiado lo que supondrá el Reglamento de Sustancias Químicas en Turquía, KKDIK y los escenarios que se pueden desencadenar en caso de que se confirme el Brexit de Reino Unido, tanto si se logra con acuerdo como si no.

Se han estudiado los escenarios que se pueden desencadenar en caso de que se confirme el Brexit de Reino Unido

“La ECHA y el estamento responsable en Reino Unido han contemplado regulaciones específicas o acciones administrativas determinadas para cada caso, con el fin de evitar que muchas sustancias pasen a ser ilegales dentro del mercado europeo. Por ejemplo, existe la posibilidad que las compañías en Reino Unido transfieran sus registros a empresas en algún país de la Unión Europea o que las compañías que deseen mantener el acceso al mercado en Reino Unido puedan notificarlo y facilitar la información técnica requerida con antelación”, expone Montse Fernández, Consultora REACH, de TÜV SÜD España.

Publicidad